Trabajamos más, pero nuestra productividad es menor

1
Productividad

Los españoles trabajamos dos horas más a la semana que la media de la Unión Europea. Nuestro rutilante liderazgo desciende a los infiernos cuando hablamos de otros temas como porcentaje de asalariados a tiempo completo o días de vacaciones pagadas. Cada vez soy menos amigo de este tipo de estadísticas que aportan tan poca información. ¿No sería más lógico calcular la productividad media por hora trabajada? Porque ahí está nuestro cuello de botella. Pasar más horas no significa trabajar más. Nuestro problema es de productividad.

En España el impacto de la inversión acumulada en I+D en el progreso de la productividad parece ser mucho más limitado, algo que podría ser debido a la existencia de restricciones institucionales que impiden la innovación y el dinamismo económico y empresarial, ya que aunque la intervención reguladora puede ser positiva para el progreso económico, a partir de un cierto umbral el exceso de regulación conduce a pérdidas de eficiencia en la economía. Y así, nos va: con horarios laborales cada vez más extensos, donde la conciliación parece imposible.

Recuerdo una entrevista al astronauta Pedro Duque, donde afirmaba que en todos sus trabajos solía volver pronto a casa. En Europa, si trabajas más horas que el horario marcado para realizar un trabajo, eres considerado como ineficiente.

Créditos de la fotografía: JD Hancock en Flickr (bajo licencia Creative Commons)

1 comentario

  1. Sergio says:

    ¿Cómo? ¿Trabajar menos? A más de un jefe o dueño de empresa, le daría un infarto. ¿Qué pasa con esos comerciales que hacen jornadas interminables de trabajo? ¿Qué pasaría si un comercial que el miércoles por la tarde o el jueves por la mañana, ya ha cumplido sus 40 horas? ¿Qué pasaría si después de trabajar 50 horas de lunes a viernes, te dicen que tienes una feria el fin de semana y terminas haciendo 70 horas?

    Sé que los comerciales están hechos de una pasta especial, están motivados sobre todo por las comisiones, cuanto más vendes más cobras, pero si que es cierto, que cuanto más cercano al viernes estás, más cansado y no se trata al cliente igual, que si es lunes o martes a si es sábado o domingo. Muchas veces, les puede la ambición, muchas otras, la necesidad, pero lo que si es cierto, que de lunes a jueves, te comes el mundo, de viernes a domingo, te comes al que entra por la puerta.

    Saludos.

Deja tu comentario